Noticias

Pugna de Recoleta con inmobiliaria

Los propietarios de viviendas en el edificio Bellavista, construido en 2012 y que se mantiene con un decreto de demolición dictado por la Municipalidad de Recoleta, se anotaron un triunfo luego de que la Corte de Apelaciones de Santiago acogiera el recurso de protección interpuesto por la inmobiliaria para frenar la medida.

El conflicto entre la inmobiliaria y el alcalde de Recoleta, Daniel Jadue, se arrastra desde luego del término de la construcción de la segunda de tres torres de departamentos del proyecto ubicado en la manzana comprendida entre las calles Pío Nono, Dardignac, Ernesto Pinto Lagarrigue y Bellavista, a un costado de la sede de la Universidad San Sebastián.

Desde hace seis años que los actores permanecen en juicio por la situación y alrededor de 250 familias propietarias de los departamentos no han podido ocuparlos desde su construcción, ya que ésta no posee la recepción final por parte de la Dirección de Obras Municipales de Recoleta.

La razón es que el alcalde Daniel Jadue señaló que los permisos de edificación del inmueble se obtuvieron “de manera irregular” y estaban caducados, lo que terminó en la decisión en que el edificio debía demolerse.

Con esto, la resolución de la Corte de Apelaciones acordada por unanimidad de los jueces de la Primera Sala del Tribunal de Alzada, da el derecho a los propietarios de los departamentos afectados de hacerse parte del recurso presentado por la inmobiliaria, dado que había dudas de si podían tener esta condición al no estar recepcionada la obra.

Facebook
Facebook
Twitter
Visit Us
LinkedIn
Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *